Protege tu Smartphone siguiendo algunas pautas de seguridad

Hace unos años la idea de perder el móvil ya nos hacía llevarnos las manos a la cabeza, principalmente ante el temor de que lo usasen para hacer largas llamadas o incluso para comunicarse con el extranjero. También nos hacía resoplar tener que volver a confeccionar la lista de contactos, hacer los trámites propios con nuestra operadora y, por supuesto, tener que comprar un teléfono nuevo.

Hoy en día, con la llegada de los smartphones, los peligros se han multiplicado y las consecuencias de los accesos no deseados también. Para empezar, el precio de los dispositivos móviles es muy superior que antaño, es así hasta el punto de que existe la posibilidad de asegurarlos, idea que hubiera resultado absurda en el pasado; para continuar los usamos para muchas más cosas (para hacer consultas en la red, para hacer fotos, para acceder a las redes sociales, para hacer compras….) por lo que su imprescindibilidad en nuestro día a día se ha visto incrementada; para terminar, en ellos almacenamos una gran cantidad de datos personales e incluso a veces laborales, tales como: números de teléfono, fotos, documentos, vídeos, emails o datos bancarios.

Por si todo esto no fuese suficiente, ahora no sólo debemos preocuparnos de no perder nuestro móvil sino también de repeler los ataques de los ciberdelincuentes a través de la red.

Por fortuna, para incrementar notablemente la seguridad de nuestro smartphone y así evitar posibles desastres, basta con seguir las medidas que a continuación exponemos:

  1. Establece un código pin para encender tu dispositivo
    Aunque esta medida de seguridad es conocida por todos aun hay muchos que no la practican por comodidad, sin embargo, es la primera que debemos tener en cuenta.
  2. Protege tu teléfono del acceso físico de terceros.
    Al configurar tu dispositivo usa una de las opciones que dificultan el desbloqueo de la pantalla principal, por ejemplo, un pin o un patrón de desbloqueo.
  3. Ten siempre presente que tu smartphone no es más seguro que un ordenador.
    Es importante que tomemos las mismas precauciones durante su uso que con nuestro pc, tales como no abrir  mensajes de destinatarios desconocidos o pinchar enlaces sospechosos.
  4. Sólo instala aplicaciones desde sitios de confianza
    Como pueden ser Google Play Store, Amazon Store o Samsung apps.
  5. Desconfía de aquellas aplicaciones que piden permisos excesivos
  6. ¡Mucho cuidado con las Redes Wifi Públicas!
    Si te conectas a través de ellas, es importante que tomes las precauciones que te indicamos en este post: Especial peligrosidad de las redes Wifi Públicas
  7. Mantén actualizado el software y las aplicaciones
    Si hay actualizaciones disponibles descárgarlas. A través de ellas pueden corregirse muchas vulnerabilidades y realizarse mejoras.
    Si no sabes como actualizar tu software toma nota, es muy fácil: Primero hay que entrar en “Configuración”, luego en “Acerca del dispositivo” y por último seleccionar “Actualización de software”.
  8. Hazte con una aplicación que te permita localizar tu smartphone o incluso borrar su contenido de forma remota.
    Lo agradecerás si lo extravías o un amigo de lo ajeno se hace con él.
  9. Bloquea aplicaciones que puedan contener información personal
    Existen aplicaciones como Applock que te permiten bloquear imágenes, contactos, vídeos, correos, sms o incluso otras aplicaciones a través de contraseñas. Con ellas podrás incrementar notablemente el nivel de privacidad de tu smartphone.
  10.  Importantísimo: Instala un buen antivirus
    Imprescindible para protegernos de los ciberataques, sobretodo si tenemos en cuenta que el número de ellos contra los smartphones no para de crecer.Nosotros confiamos y recomendamos Eset Mobile Security del que somos distribuidores autorizados.